JUEGOS PARA PEQUES: Mi primer Lince

Mi primer lince es el hermano pequeño del famoso juego Lince (que actualmente cuenta con, al menos, 7 juegos: algunos de tableros con más o menos imágenes para graduar la dificultad e incluso que ocupa poco para llevar de viaje, con diferentes temáticas -objetos, Disney, Peppa Pig- o de carta).

 

Tiene diferentes opciones de juego, pero el básico es encontrar imágenes que están en fichas individuales en un tablero con 36 imágenes. Tanto las fichas como el tablero son de cartón grueso y bastante resistente y las imágenes grandes y coloridas, adecuadas para niños tan pequeños. Se puede jugar a buscar todos la misma o cada uno tener varias e intentar ser el más rápido en encontrar las tuyas. Además, este Lince está hecho con imágenes relacionadas entre sí por parejas, por lo que se puede jugar a encontrar aquello relacionado con lo que ha salido (por ejemplo, sol/luna, gallina/pollo, zapatos/calcetín, etc.). 

 

Las principales áreas cognitivas que fomenta este juego son la atención sostenida (a estas edades es bastante reducida, pero al tener pocas imágenes la suelen encontrar pronto), la velocidad de procesamiento (hay que buscar rápido para encontrarlo antes que los demás, aunque a edades tempranas este no suele ser un factor importante), la memoria de trabajo verbal o visual (mientras están buscando tienen que recordar lo que buscan aunque pueden mirarlo en la tarjeta -también se puede poner boca abajo para fomentarla- y aunque el estímulo es visual, muchas veces ellos mismos dicen lo que buscan y, por tanto, lo mantienen por la palabra), el vocabulario (son objetos, comidas, animales, etc. cotidianos) y, en el caso de jugar a buscar lo relacionado, la capacidad de abstracción y la inhibición (no vale decir lo que aparece, sino que tengo que buscar algo que esté relacionado semánticamente con el dibujo que ha aparecido). Como en muchos juegos, se pueden introducir cambios o alternativas para facilitar o complicar el juego y, por tanto, se pueden poner en marcha muchas otras capacidades. 

 

Oficialmente, el juego está recomendado para niños a partir de 2 años. Por experiencia (y opinión de alguna otra mamá de mi círculo de amistades), se puede jugar antes (incluso antes del año y medio), aunque depende de las características individuales de cada niño. El tiempo de juego dependerá de la edad del niño; nosotros hay días que lo pide, busca tres o cuatro dibujos y cambiamos de juego y hay otros que hemos llegado a buscar más de 20 imágenes.

 

A mi hijo le ha enganchado desde el principio y los dos primeros meses lo ha pedido para jugar casi cada día. Después menos veces, pero también porque han llegado nuevos juegos que han competido con él. Pero me parece un buen primer juego por la facilidad para jugar y lo intuitivo que es para los niños, además de que no requiere lenguaje, pues a estas edades hay muchas diferencias individuales (y aunque no lo requiere, lo promueve en aquellos que tengan menos vocabulario). 

¿Quieres que te llamemos?

Rellena el formulario y nos pondremos en contacto contigo

¡Solicita información!

    1ª VISITA GRATUITA
    - Sin compromiso -
    Calle doctor Esquerdo 128, 1° B
    28007, Madrid
    Tel.:659 158 324
    E-mail: info@nepsin.es

    La información de esta web ha sido escrita por la autora de la web, ya sea como opinión personal o como síntesis de artículos publicados en revistas científicas. Para la reproducción total o parcial de los contenidos de la web se debe pedir permiso en info@nepsin.es

    About Author

    Related posts

    Leave a Comment

    A %d blogueros les gusta esto: